viernes, noviembre 04, 2011


Un huerto en casa.
Georgina Duran. Helena Delgado
Barcelona, Combel, 2011.



Ginés es un niño que nos cuenta, en primera persona, una experiencia apasionante para él: la creación, con sus padres y hermana pequeña, de un huerto. Lo divertido es que el huerto de Ginés y su familia no ocupa mucho espacio, puesto que está en la terraza de su casa. Se trata, por lo tanto, de un pequeño huerto urbano que permite a los niños el contacto, aunque sea a escala pequeña, con la naturaleza. Ginés y su familia compran en un semillero todo lo que necesitan para empezar a cultivar su huerto. La emoción es intensa y llega el día de la cosecha. Todos están muy contentos y deciden seguir cultivando en macetas porque la experiencia bien vale la pena.
Un huerto en casa, de Georgina Duran, con ilustraciones de Helena Delgado, es una apuesta por la calidad de vida, aun en los espacios más reducidos. Con un poco de organización todos podemos tener en nuestra casa, sea grande y pequeña, un espacio dedicado a plantar productos de la huerta porque nada es más satisfactorio que ver cómo crecen las semillas que uno ha plantado y ha cuidado con esmero y, sobre todo, no hay nada mejor que, como les ocurre a Ginés y a Nora, comerse las fresas de la propia planta.
Un huerto en casa va destinado a los primeros lectores y destaca por las vistosas ilustraciones hechas con plastilina, que reproducen, como si fuera en una película, las acciones de la familia de Ginés.
Por otro lado, para conseguir que el libro sea más interactivo y despertar la curiosidad en el joven lector, potencial horticultor, el libro incluye un juego de 24 cartas, una rueda interactiva que marca las temporadas de cada hortaliza y 4 hojas con adhesivos que sirven de seguimiento de los cultivos desde que se plantan hasta que se cosechan. Además, el libro propiamente dicho incorpora un breve glosario del huerto.
Un huerto en casa está escrito de manera directa, implicando al lector e invitándolo a imitar la historia de Ginés. No es improbable que todos los que lean el texto sientan la curiosidad de cultivar su propio huerto en casa.
El libro presenta un formato muy cuidado y supone un regalo ideal que estimulará a los pequeños lectores con su práctica y realista propuesta.

0 comentarios:

Publicar un comentario