sábado, mayo 18, 2019

"El pirata valent",
Ricardo Alcántara - Gusti,
Kalandraka, 2019


En Joanot és un pirata molt valent, com diu el títol d´aquest conte en vers. És tant valent que no té por dels altres pirates; és més, el propi Joanot és el que imposa respecte en el mar, el que causa preocupació per la seva valentia i coratge. Mai no descansa, la seva espasa sempre al punt. Té per company un ocellot i el seu objectiu és trobar un tresor, però...ep! Quan la mare el crida per berenar, no té cap problema en tornar a ser el nen de sempre. Torna a ser Joanet, no pas Joanot.
"El pirata valent" és un cant a la imaginació infantil i a la seva importància per facilitar el seu creixement i la seva maduresa. En Joanet no seria el mateix sense aquesta mena d´alter ego que s` ha creat i que l´estimula i el fa aprendre i crear i desenvolupar-se com a nen. Som els adults els que massa sovint hem perdut la capacitat per ser altres, per imaginar-nos d´una forma diferent, per viure amb més llibertat i sense tants prejudicis. Hem d´aprendre molt d´en Joanet-Joanot.
El llibre ja té 30 anys i manté la seva alegria i tot el seu potencial, no només pel que explica, sinó per com ho fa, amb rodolins i versos fàcils i musicals que afavoreixen la memorització. Per altra banda, les imatges mantenen aquest ritme mental del nen i, amb colors suaus, ens permeten viure amb ella una aventura singular. El canvi de pirata a nen és fa, per altra banda, de manera natural, sense cap problema. I aquí creiem que hi ha la part més important del text, la transició del món real a l´imaginari ha de ser així, amb humor i  senzill. La mare del nen, per exemple, el deixa fer i no le retreu que jugui ni que s´imagini un altre personatge. 
"El pirata valent" va adreçat als prelectors i ens aporta una bona dosi de fantasia i alegria. Cal indicar que la traducció al català l´ha fet Helena Garcia. El llibre, amb tapes dures, es pot llegir tanbé en castellà -l´original-, en gallec, eusquera, italià i portuguès. Tot un clàssic de la literatura infantil contemporània.


domingo, mayo 12, 2019

"En Cornèlius",
Leo Lionni,
Kalandraka, 2019


De vegades hi ha algú que trenca l´ordre establert i, primer, tots diuen que està boig, perquè no volen sortir de la seva zona de confort; després, amb una mica de sort, hi haurà algú altre que el voldrà imitar i llavors, de veritat, començarà el canvi i l´evolució. Com se sent el primer en fer una cosa nova? Què l´impulsa a tractar de millorar i veure més enllà de la tradició i del que sempre s´ha fet? Potser, la capacitat d´observació, potser l´afany aventurer, potser el sentit de la llibertat...
En Cornèlius és, si més no, aquest pioner que intenta mirar-se el món des d´una altra perspectiva. Cornèlius és un cocodril i tos sabem que els cocodrils es mouen per terra, però ell es posa dret i, entusiasmat, veu que ho pot fer i que, fins i tot, veu millor els peixos i ho diu esperant l´aprovació del grup, però ningú no li fa cas, no veuen perquè pot servir aquesta extravagància d´en Cornèlius. Així decideix marxar i explorar per ell mateix. Es troba un mico que li diu que és possible posar-se cap per avall amb perseverança i una mixa d´ajuda. Quan veu que es pot penjar de la cua torna al riu,tot content,  però els seus iguals tampoc li donen importància. I aquí es quan trobem un intent de canvi, de trencament, quan en Cornèlius torna a marxar, veu que, darrera, hi ha uns quants cocodrils que l´intenten imitar i somriu. I llavors, podem dir, comença l´evolució.
"En Cornèlius" és una faula adreçada als més petits, però amb una càrrega simbòlica que tots ens podem aplicar perquè...val la pena intentar millorar?, val la pena mirar més enllà?, val la pena deixar el grup i avançar sol? Definitivament sí, encara que al començament sigui molt difícil, però, com diu el mico, sempre pots trobar ajuda pel camí.
Les il.lustracions són vives i alegres, és molt divertit veure un cocodril caminant i ens fa pensar en Einstein quan va dir que si demanaves a un peix que s´enfilés pels arbres, fracassaria. Doncs bé, en Cornèlius no fracassa i mostra als nens i nenes que, de vegades, no està gens malament fer coses diferents, perquè així és com podem créixer.
En definitiva, un text clàssic, sempre actual i ben necessari a la nostra societat on no sempre és ben vist el canvi ni la discrepància.

domingo, marzo 10, 2019

"Ara no, Bernat"
David McKee
Kalandraka, 2019

Què fa un nen quan necessita que li facin cas? Amb qui pot parlar en Bernat? Té una casa, uns pares, una habitació, unes joguines, una tele i menjar a taula; però mai ningú té temps per escoltar-lo. El pare i la mare sempre estan fent coses i, quan arriba en Bernat, sembla que es posin nerviosos, perquè el seu món perilla. El pare vol clavar un clau amb el martell i, quan en Bernat li diu hola, es pica el dit. La mare està regant una planta i, quan en Bernat li diu hola, li cau l´aigua. Només fan una cosa bé els pares: ignorar al seu fill. La mare li fa el menjar i li porta la llet, però sense pensar en ell, com una cosa rutinària. Tant és així que, un dia, en  Bernat es troba un monstre al jardí que li fa tant de cas que se´l cruspeix. Llavors el monstre entra a casa i, els pares, enfeinats com sempre, ni veuen la diferència, pensen que és Bernat i el monstre acaba menjant-se el seu sopar, bevent-se la seva llet, mirant la tele, trencant les seves joguines i dormint al seu llit perquè, invariablement, els pares sempre diuen "Ara no".
"Ara no, Bernat" és un conte dur i molt actual, difícil perquè no és dolç ni suau, incòmode perquè ens fa veure que hi quelcom que ens falla quan posem per davant les coses a les persones. En Bernat és un nen petit que pateix la indiferència dels seus pares i que creix amb un munt d`objectes al seu voltant, però sense el que més necessita: el temps del pare i de la mare.
És un relat senzill, amb frases repetitives i esquemes similars que fa continuar la història de manera cíclica. Els personatges estan caracteritzats amb pocs trets, però efectius. Gràcies a les il.lustracions, molt expressives i directes, veiem als pares sempre d´esquena a en Bernart. Tant el monstre com en Bernat volen cridar l´atenció, un, el nen, de manera amable, saludant i l´altre, el monstre, de manera violenta, cruspint-se tot el que troba, encara que davant, l´actitud dels pares, que ni tant sols tenen por, el monstre se sent també desubicat.
És un conte per reflexionar, per parlar de les emocions, per reconduir les relacions familiars i afectives. Un conte real que reflecteix, per desgràcia, una societat on la comunicació directa sembla que ja no és gaire important. Sense dubte, una història necessària, un clàssic ja de la literatura infantil que es va publicar l´any 1980 i que segueix sent del tot actual.

domingo, febrero 24, 2019

"El secreto de Abuelo Oso",
Pedro Mañas - Zuzanna Celej
Kalandraka, 2019

Con una fuerza poética arrolladora empieza este texto: "Como un borrón de tinta china / sobre un cuaderno blanco". La figura del cuervo sobre el bosque nevado anuncia una novedad que, de momento, no se nos explica. Algo rompe la rutina, es el Abuelo Oso que ha despertado antes de invierno. Abuelo Oso, tan viejo como el tiempo, no se siente seguro, no puede dormir porque tiene la sensación de que algo se le escapa. Mamá Cuervo, alerta, trata de ayudarlo, pero el secreto se le resiste. Al Abuelo Oso le preocupa no saber dónde escondió eso que busca y que no encuentra por mucho que camine. Eso hace que se siente vulnerable: "Daría cualquier cosa por encontrar mi secreto". Mientras, el bosque ya sabe de qué se trata, lo anuncia la primera flor, las zarzas, los árboles, los pájaros. Es tanta la algarabía que Mamá Cuervo se da cuenta de cuál es el secreto: "la primavera". Aquello que Abuelo Oso había escondido y buscaba con denuedo ya ha llegado, aunque, "el viejo oso no despierta". Para él ya no habrá primavera, aunque sí un sueño "con un vendaval de mariposas".  Hermoso manera de abrir un ciclo y cerrar otro. Pedro Mañas, el autor de texto, nos conmueve con una historia de un gran potencia estética que aborda el ciclo de la vida desde dos perspectivas, la del bosque que, año a año, recibe a la primavera y de la Abuelo Oso que, desorientado, ha despertado antes porque, sin saberlo, no va a ver esa nueva primavera, aunque la busque y la intuya.  Una manera poética de explicar el paso del tiempo.
La naturaleza humanizada es una de las bazas del relato, así como el misterio y esa búsqueda que el bosque no pueda callar ya más y que se convierte en un secreto a voces.
Por otro lado, las ilustraciones de Zuzanna Celej, hechas con lápices de colores y acuarelas, nos envuelven en un paisaje mágico y lleno de vida. Poco a poco, como si una mano cálida borrase la nieve, va desapareciendo el blanco e irrumpiendo el resto de colores, a la vez que Abuelo Oso emprende su último sueño.
"El secreto de Abuelo Oso" es un álbum ilustrado destinado a los niños a partir de 4 años que no nos trata de convencer de nada, que no emplea el didactismo, que no da consejos, que no opina, que se limita a describir, a mostrar un paisaje, unos personajes y una realidad, la realidad de todos los seres vivos. Esa es la grandeza del texto y de las ilustraciones que lo marcan y conducen a los lectores a un mundo en donde el invierno cede su paso a la primavera, aunque no todo sea positivo en este tránsito, pero sí auténtico.
El libro se puede leer en gallego, catalán, euskera y portugués.


lunes, febrero 04, 2019

"Distinta"
Beto  Valencia - Sozapato
Kalandraka, 2019

Sucede, a menudo, que no nos damos cuenta de lo que nos rodea y clamamos por una felicidad que no coincide con lo que tenemos o que, quizá, no sabemos apreciar porque, tal vez, si cambiamos de perspectiva notaremos que, por el solo hecho de vivir, ya somos muy afortunados. Esto le sucede a Luna, la protagonista del texto que nos ocupa. Luna es una niña pequeña que se sabe distinta, diferente, aunque tampoco sabe muy bien por qué. Mientras unos se lamentan porque han de madrugar, ella sabe sacar partido a levantarse temprano; mientras los adultos se enzarzan en discusiones a causa del tráfico, ella se sabe a salvo y disfruta, mientras unos se desesperan por la rutina, Luna aprovecha los momentos; mientras unos se quejan porque llueve, ella es feliz y, mientras unos se esconden al llegar la noche, ella sueña. Así es Luna. Ella imagina un mundo a salvo, en donde la naturaleza siempre está presente. Donde unos ven tráfico ella ve un mar gigante, donde unos ven lo gris, ella ve lo dorado y amable.
"Distinta" nos habla de algo tan importante como es soñar y aprender a disfrutar de nuestro entorno. No todos sabemos hacerlo, Luna sí. Ella es capaz de superar el mal humor por las pequeñas contrariedades de la vida y, con sus sentidos alerta, vivir cada jornada como si fuera siempre una aventura diferente.
El texto es de gran luminosidad y lirismo ya que Beto Valencia maneja metáforas visuales que hacen que el lector espolee su imaginación y recree, como Luna, un mundo al margen del aburrimiento. Las ilustraciones, hermosas, impactantes, a todo color, rodean el texto breve y poético y le dan una fuerza visual extraordinaria. Frente a lo gris y vulgar, lo nuevo y luminoso. Las ilustraciones ofrecen, pues,  estos dos mundos, los adultos, con su carga de mal humor y rezongando siempre y Luna, y los niños por extensión, soñando y dejándose acompañar por la sorpresa del nuevo día. El valor simbólico está presente en el álbum.
"Distinta" está en la línea de la poesía pura y, salvando las distancias, Luna es una especie de Jorge Guillén pequeño, infantil, que, como en su obra "Cántico" agradece el estar viva, el respirar, el poder soñar, el ser, en una palabra, distinta.  
"Distinta" se destina a los lectores a partir de 5 años y, seguro, que les encantará esta explosión de color, mientras que a los mayores, tal vez, les haga reflexionar y pensar en su (nuestra) manera desenfocada de ver la realidad.



miércoles, enero 30, 2019

"El nacimiento del dragón"
Wang Fei
Marie Sellier
Catherine Louis
Kalandraka, 2014

En el día Mundial de la no violencia, bueno es recuperar "El nacimiento del dragón", que fue selección del Ministerio de Educación en Argentina el 2014.
El texto, cuento, leyenda y alegato pacifista, nos narra cómo surgió esta figura legendaria que en Asia es sinónimo de paz. Cuando, en nuestra cultura occidental, evocamos al dragón no siempre tiene connotaciones positivas; es más, a menudo se nos presenta como un ser maligno y agresivo. De ahí que "El nacimiento del dragón" suponga una gran novedad para los niños europeos que aprenderán no solo a no tenerle miedo, sino a entender y a respetar su origen y su simbología.
El texto se inicia, a la manera de un cuento tradicional, con la fórmula "Hace mucho, mucho tiempo...". Va desgranando como los hombres, para sentirse protegidos, escogieron distintos animales que los representasen, según fuera su oficio o su manera de vivir. Estos animales, la serpiente, el caballo, el pez, el búfalo y el pájaro se conviertieron en animales sagrados que iban a proteger a los suyos. No obstante, el hombre es un ser extraño y dado a las polémicas y, en nombre de las diferencias que los separaban, iniciaron la guerra. Fueron los niños los que, cogiendo una parte de cada uno de los animales sagrados, crearon una criatura híbrida, libre, el dragón. Así, el dragón no solo es símbolo de paz sino de unificación de las diferencias, de consenso, de punto de acuerdo y equilibrio. Nos recuerda el texto que, en China, en cada año nuevo, el dragón es objeto de veneración y, por supuesto, motivo de unión y paz.
"El nacimiento del dragón", además, es una obra de arte ilustrada con preciosos trabajos llenos de color y de luz, de fiesta y alegría. Son ilustraciones que recrean la cultura y el sentir chino y que nos aproximan a una forma distinta de entener la vida pero que, sin duda, apuesta por la convivencia. Se añade un atractivo más puesto que "El nacimiento del dragón" se presenta de manera bilingüe, castellano-chino mandarín. La traducción, impecable, al castellano la ha realizado Pedro Almeida.
Los lectores, a partir de 5 años, disfrutarán no solo de una historia que se puede leer en voz alta puesto que mantiene la estructura de una narración tradicional, sino de unas ilustraciones plácidas, de un nuevo idioma por el que pueden sentir curiosidad y de un mural desplegable que explica la técnica de los ideogramas y la escritura china.
En definitiva, un buen libro para celebrar el día Mundial de la no violencia y seguir apostando por la paz y la convivencia entre pueblos. Por muy distintos que seamos siempre hay algo que nos puede unir. Y, si no, hagamos de las diferencias un nuevo ser, como el dragón. Y que nos represente.

domingo, noviembre 25, 2018

"La Navidad de Ernesto y Celestina",
Gabrielle Vincent,
Kalandraka, 2018

No es la primera vez que nos acercamos a las historias protagonizadas por un gran oso y una pequeña ratita. Ernesto y Celestina siempre nos conmueven por su amistad que se mantiene contra todo pronóstico ya que, a simple vista, nada une a estos dos animales quienes, sin embargo, se obstinan en cultivar día a día sus afectos aunque surjan problemas e inconvenientes.
En esta ocasión, vemos a una Celestina emocionada ante la llegada de la Navidad, aunque no logra, al principio, contagiar a Ernesto quien vive esas fechas con más escepticismo. Ernesto suele pensar muy bien todo, es un ser racional, aunque muy cariñoso con Celestina quien suele ser más impulsiva y emocional. La ratita se empeña en lograr una Navidad especial y, aunque no tienen nada material, consiguen, con restos de reciclaje y mucha imaginación, adornar su casa y preparar una gran fiesta en donde no faltará lo más importante: el amor.
Juntos van al bosque a buscar lo que necesitan, juntos realizan dibujos y juntos planean la fiesta, mientras uno cocina, la otra envuelve los presentes para los amigos. Y es que una fiesta, si no se comparte con los demás, más si es una fiesta navideña, no vale para nada. Eso lo saben muy bien nuestros amigos que invitan al resto de los animales.
Al principio, no todos disfrutan por igual, porque no todos saben valorar las cosas desde un punto de vista no material, pero, poco a poco, se van entusiasmando y logran, al final, una Navidad insuperable. Tanto es así que el propio Ernesto se disfraza de Papa Noel y logra engañar a Celestina y, en suma, cuando se despiden los invitados, todos se emplazan para la siguiente Navidad. Ha empezado una tradición en casa de nuestros amigos.
El texto, con mucho diálogo, es fresco y espontáneo, humaniza a los personajes y los presenta con mucha ternura.
Las ilustraciones, por otro lado, están repletas de pequeños detalles, son vivaces y contagian la ilusión. Se organizan en viñetas, a menudo, en viñetas, lo cual dota aún de mayor expresividad a la historia porque va pasando, antes nuestros ojos, como si fuera una película.
El mensaje está implícito y es tan sencillo como auténtico, la felicidad se encuentra, muy a menudo, en las cosas más simples y sencillas. Más si tenemos en cuenta las fechas navideñas que, por desgracia, se han convertido en un foco de materialismo. Celestina y Ernesto nos recuerdan, un año más, que vivir no es complicado ni requiere de grandes lujos, solo necesita que sepamos valorar lo que tenemos y, mejor aún, que seamos capaces de compartirlo con los amigos, Y eso es lo que hacen Ernesto y Celestina.
Buen regalo, sin duda, para los primeros lectores, de cara a las fiestas que se acercan. Y un buen recuerdo para todos los lectores de qué deberíamos esperar de la Navidad.